¡Vivan los novios… de la Diputada!

Una diputada se nos ha vuelto bígama y se ha casado con dos hombres: los artistas falleros Guillermo Rojas y Ramón Solaz. Se trata de la Falla Diputada Clara Campoamor y se dio el «sí quiero» ayer con clase, en plena plaza de la Virgen de Valencia.

Firma de contrato ("sí quiero") de la Falla Diputada con sus artistas

Tras tres años siendo novios, en los cuales han tenido bellos momentos como el primer premio de ingenio y gracia, la Falla San Vicente de Paúl-Diputada Clara Campoamor se ha dado el «sí quiero» con el artista Guillermo Rojas, con la esperanza de que éste le dé lo que más le gusta, otro primer premio. Pero al enlace se ha unido otro hombre y más joven, Ramón Solaz, quien se encargará de la falla infantil tras salir de la primera promoción del ciclo formativo de Artista Fallero y Construcción de Escenografías.

Firma de contrato ("sí quiero") de la Falla Diputada con sus artistas

La firma del compromiso (de contratos, como se suele decir) ha sido en la plaza de la Virgen de Valencia ayer sábado por la tarde, y con un grupo de falleros de la comisión vestidos de novios y de novias, lo que ha sorprendido a turistas y valencianos que pasaban por el lugar. Ha sido una manera original y divertida de realizar el acto, que de paso ha servido para desempolvar varios trajes de boda de falleros y falleras.

 

No te importará que usemos cookies en esta web, ¿verdad? Si sigues navegando, entendemos que no. Más información

Las cookies son unos ficheritos que se almacenan en tu ordenador con información de tu navegación. Las usan prácticamente todas las webs, pero ahora los políticos nos obligan a informarte de que las utilizamos y, por tanto, a molestarte con un mensaje al entrar a esta. Distrito Fallas sólo utiliza cookies para reconocer a usuarios registrados, estadísticas y gestionar la posible publicidad, sin enviar ningún tipo de información personal. Si continuas navegando en la web sin cancelar su uso en tu navegador, entendemos que no te importa (y no debería importante, porque ni te vamos a espiar ni a vender nada).

Cerrar