Jesús entre cuernos en el belén de Barraca-Espadán


La Falla Barraca-Espadán ha trasladado el portal de Belén a Escandinavia, donde el pobre niñito Jesús pasa más frío y se rodea de gente con cuernos en los cascos (algunos sin casco quizás también los tengan).

Las montañas escandinavas y un caudaloso río son el escenario del belén que la Falla Barraca-Espadán ha montado en su casal. Una construcción que cuenta con un río de agua real y hasta con peces de verdad, y que muestra las escenas bíblicas adaptadas a un pueblo vikingo en el que no faltan los ganaderos y pescadores. En la parte del mar no podían faltar los drakkares, típicas naves con las que surcaban los mares estos pueblos del norte de Europa. Con esta propuesta, el belén ha conseguido el 5º premio de la modalidad de libre diseño B en el concurso de Junta Central Fallera.

 

Fotos en la página de Facebook de Distrito Fallas