Bien tiesa estará la falla municipal de Valencia


La torre que Calatrava no pudo “plantar” en la Ciudad de las Artes y las Ciencias la pondrá Manolo García en la plaza del Ayuntamiento de Valencia, aunque más bajita (40 metros). Y cerca de ella, la fallita de Anna Ruiz y Giovanni Nardin animarán a los niños a que lean, ¡que ya está bien de videojuegos y de Boing!

Dos fallas municipales que darán mucho que hablar, tanto a favor (ya hay apasionados de las mismas) como en contra (alguno ya habrá buscado vuelos y hoteles para escapar por su forma tan “innovadora”) se han presentado esta tarde en el Salón de Cristal del consitorio valenciano. Valencia, Ca la Trava es el lema de la falla que el equipo de Manolo García pondrá en la plaza del Ayuntamiento de Valencia el próximo marzo. Una monumento que pretende ser espectacular tanto en su diseño (tendrá 40 metros de altura) como en su crítica (se quejará de todo lo que se proyecta en Valencia y luego no se hace) y su plantà (será al tombe, es decir, sin grúas).

Boceto de la falla municipal de Valencia 2017

Boceto de la falla municipal de Valencia 2017.

En efecto, esta falla será una representación de aquella torre de telecomunicaciones que iba en el proyecto inicial de la Ciudad de las Artes y las Ciencias, y que con la llegada del PP a la Generalitat Valenciana en 1995 se sustituyó por el Palau de les Arts a pesar de que sus cimientos ya estaban hechos. Esta construcción nunca hecha realidad será el símbolo de todo lo que se ha proyectado en Valencia y no se ha hecho por numerosas trabas, pero que ahora se recuperará, se plantará y se quemará. El monumento tendrá 40 metros, representará de forma sarcástica el skyline que nunca tuvo Valencia y junto a ella habrá una “cabalgatas de las trabas”. La torre será de madera tratada, se iluminará por la noche y se plantará al tombe, una modalidad más espectacular de ponerla de pie que utilizando grúas.

Recordemos que el equipo que se encargará de esta falla, capitaneado por Manolo García, lo forman los artistas Manolo Algarra, Julio Monterrubio, Manolo Martín Huguet, José Aguilar y Fet d’Encàrrec (Marisa Falcó y Paco Pellicer). Será otra torre que se plantará en la plaza del Ayuntamiento después de la Eiffel (1966) y la de Pisa (1969), aunque eso sí, mucho más alta y moderna.

Boceto de la falla infantil del Ayuntamiento de Valencia 2017

Boceto de la falla infantil del Ayuntamiento de Valencia 2017.

Por otro lado, falla infantil se titulará Descobrir i redescobrir, y según sus autores Anna Ruiz Sospedra y Giovanni Nardín tratará de fomentar la lectura y la fantasía entre los niños, a través de una interpretación de diversos cuentos y novelas. Los protagonistas del monumento serán unos niños jugando, dibujando y soñando gracias a la fantasía de los libros. En las escenas aparecerán castillos, el hipogrifo, el hipogrifo, la poderosa guerrera Bradamante, el Nautilus, el Esclafamuntanyes, las lunas de Júpiter, las maravillas que vio Marco Polo en sus viajes (donde no iba de hoteles precisamente; era una aventura), las primeras máquinas voladoras y otros personajes y objetos de las novelas. Todo ello estará dentro de una biblioteca de madera.

Este proyecto, aun antes de hacerse público, ha recibido numerosas críticas de sectores que ya presagiaban que iba a tener una estética experimental, como es habitual en las obras de sus autores. No obstante, también ha tenido bastantes alabanzas por personas que esperaban tener algo diferente en la plaza del Ayuntamiento de Valencia.

En ambos casos se han utilizado como materiales principales la madera y el cartón, con el fin de que cuando se quemen se produzca menos humo y por tanto no sean tan agresivas al medio ambiente. Los dos proyectos los han elegido sendos jurados de expertos, algo que ocurre por primera vez en Valencia.

 

Más imágenes de los proyectos en la página de Facebook de Distrito Fallas