Viene la Junta Central Rojera


La izquierda gana las elecciones en Valencia, y Rita y Fabra se quedan con cara de “fava”. El poli-facético fallero y polí-tico Carlos Galiana ya es concejal en el cap i casal, y su contrincante Félix Crespo continúa siéndolo. Ahora bien, el televisivo Jaime Bronchud no ha llegado a alcalde de Mislata.

Exposición del Ninot 2015 - Rita Barberá King Kong atacada por otros partidos

Junta Central Fallera ya no estará en manos de políticos del PP, sino de izquierdas. Las elecciones de ayer han hecho caer a una mayoría simple al partido de Rita Barberá (10 concejales), que no lograría hacerse con la alcadía de Valencia ni pactando con Ciudadanos (6 concejales). Así pues se vislumbra un posible gobierno con Compromís (9), PSOE (5) y València en Comú (3).

Las urnas han permitido que quien fuera presidente de la Falla Sevilla-Dénia hasta hace nada y componente del consejo rector de Junta Central Fallera, Carlos Galiana, ha conseguido ser concejal del Ayuntamiento de Valencia por parte de Compromís (aunque por los pelos, porque estaba el número 9 de la lista), al igual que los también activistas falleros Pere Fuset y Pilar Soriano, situados en posiciones superiores de la papeleta. Por otra parte, quien fuera presidente de Junta Central Fallera durante 8 años, Félix Crespo, ha renovado su condición de concejal en el mismo ayuntamiento, pero la pérdida de la mayoría absoluta del Partido Popular hace inviable que pudiera asumir de nuevo el cargo en esta legislatura, si es que así se decidiera.

Mientras, en el vecino municipio de Mislata, los votos no han permitido que Jaume Bronchud sea alcalde, por lo que deberá contentarse con seguir siendo concejal y también presidente de la Falla Noscarmientas. Su rival, del PSOE, le ha ganado por una amplia mayoría.